BUSQUEDA

jueves, 29 de marzo de 2012

La angioplastia para la Ccsvi, útil en la esclerosis múltiple

imprimir Imprimir|tamañoDisminuir TextoAumentar Texto
MEJORA SÍNTOMAS PSICOFÍSICOS

La angioplastia para la Ccsvi, útil en la esclerosis múltiple

El tratamiento de la insuficiencia venosa cerebroespinal (Ccsvi, por sus siglas en inglés) mediante angioplastia de las venas ácigos y yugular parece ser un procedimiento seguro que mejora la calidad de vida de los pacientes con esclerosis múltiple, según dos trabajos presentados en la XXXVII Reunión anual de la Sociedad de Radiología Intervencionista estadounidense, en San Francisco.
Redacción   |  26/03/2012 00:00
(1 voto)
 2 comentarios
compartir (¿qué es esto?)
 
  • Mail
  •  
  • Facebook
  •  
  • Delicious
  •  
  • Twitter
  •  
  • Meneame
  •  
  • Digg
  •  
  • Technorati
En uno de los trabajos, expuesto en el congreso por Kenneth Mandato, del Centro Médico de Albany, en Nueva York, se muestra una mejoría física evidente, así como psíquica: los pacientes con esclerosis múltiple primaria progresiva obtuvieron avances en un 75 y 70 por ciento respectivamente de los test sobre estas áreas, mientras que en los que sufrían la forma secundaria progresiva de la enfermedad el avance alcanzó unas tasas del 59 y 50 por ciento, para cada una de las citadas áreas.
El trabajo se ha realizado sobre 213 individuos tratados con angioplastia (tres de ellos, combinada con endoprótesis), de los que 192 (72 hombres, con una edad media de 49 años) contestaron a una serie de cuestionarios que evaluaban la calidad de vida, en los que se observaban elementos de su salud física y psíquica.
Estudio retrospectivo
El otro estudio, expuesto en la reunión científica por Hector Ferral, de la Universidad NorthShore, en Evanston (Illinois), es un análisis retrospectivo que examinaba los resultados de 105 procedimientos angioplásticos llevados a cabo en 94 individuos con esclerosis múltiple (35 varones de 26 a 67 años). La angioplastia se realizó en las venas yugular y ácigos.
El grupo de Ferral constató una mejoría sintomática en el 55 por ciento de los pacientes tratados; el 38 por ciento no presentaron mejoría alguna, y el 7 por ciento restante no completó los cuestionarios de seguimiento del tratamiento.
El grupo más beneficiado de enfermos por el tratamiento (un 60 por ciento) fue el afectado por la esclerosis múltiple remitente recurrente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...